martes, 23 de noviembre de 2010

Una pequeña broma sobre la burocratización de la enseñanza

Uno de los problemas con los que uno se encuentra en la enseñanza es, a mi juicio, la excesiva burocracia que conlleva. En ocasiones uno tiene la sensación de que no puede decir les enseño a mis alumnos a sumar fracciones sino que tiene que poner frases como "reconocer la realidad como diversa", otra en la que aparezca ahora la palabra "competencias", antes "objetivos, procedimientos y actitudes", no vaya a ser que me echen para atrás la programación, cuando uno disfruta dando clase y no rellenando impresos. Hay un pequeño vídeo seguramente más que conocido que hace una broma a costa de ello:

1 comentario:

Angel de la Llave dijo...

Tener sentido del humor es de las mejores cosas que podemos tener.
Entre sonrisas se trabaja mejor que con caras serias.